Gotas de lluvia

No me arrepiento de haber cruzado contigo hasta el último de los arco iris. Hemos sido gotas de lluvia, perseguidas por la humedad y el efecto translúcido del sol. En tus cristalinos aledaños descubrí mis umbrales, los límites de ambos paradójicamente nos permitieron crecer con cautela hacia una mejor versión de cada una. Recuerdo tuSigue leyendo “Gotas de lluvia”